«

»

Imprimir esta Entrada

Un arranque multitudinario en Palmas

Más de 150 mil brasileños recorrieron las instalaciones del predio, en Tocantis, que desde ayer alberga los Primeros Juegos Mundiales de los Pueblos Originarios.

Ayer los participantes demostraron su destreza con el arco y la flecha y se llevaron la ovación (Foto: Gustavo Hollmann)

Más de 150 mil brasileños, según los cálculos de los organizadores, se dieron cita ayer, en el primer día no laborable en la capital del Estado de Tocantins, para presenciar el inicio formal de los Primeros Juegos Mundiales de los Pueblos Originarios.

Si bien la actividad ya se puso en marcha con el campeonato masculino y femenino de fútbol, recién ayer la gente respondió ampliamente a las expectativas y desde las 15 en adelante colmó no sólo el estadio Arena (epicentro de los Juegos con capacidad para doce mil personas) sino que también desbordó el enorme predio que además cuenta con salones de artesanías, puestos de venta, tiendas y exposiciones para todos los gustos.
Así como el resto de la delegación argentina acompañó a los jugadores en sus primeros dos partidos, ayer hubo reciprocidad y fueron los jugadores los que acompañaron a aquellos que tuvieron acción en la cancha de arena.
Un misionero se lució
Ayer fue el turno de los juegos demostrativos y las exhibiciones y el que se llevó todos los aplausos fue Fabiano Fernández, el campeón de los juegos provinciales mbya de arco y flecha. El integrante de la comunidad Fortín Mbororé de Puerto Iguazú (uno de los pocos indígenas de la delegación argentina que se defiende bastante bien con el portugués) fue el que más tiros acertó dejando bien en alto la bandera de la tierra colorada.
Las pruebas que comenzaron ayer y se desarrollarán hasta el próximo sábado incluyen disciplinas como jabalina, tiro con arco, lucha y rokra, un ancestro lejano del hockey que se juega en el campo con palos de nuez de coco.

Clima caldeado en la inauguración
Aplausos y abucheos contra la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, marcaron en la noche del viernes la apertura de los primeros Juegos Mundiales Indígenas que se celebran en la ciudad de Palmas, en la amazona brasileña.
La ceremonia inaugural de los Juegos en la capital del Estado de Tocantins debía limitarse a la evocación de destrezas ancestrales como el tiro con arco, pero el enojo de las tribus locales con las autoridades pronto saltó a escena para denunciar lo que describen como la usurpación y destrucción de sus territorios.
“¡Esta tierra es nuestra!”, gritaron integrantes de un numeroso grupo desde la platea antes de que comenzara la ceremonia en un estadio al aire libre, a la que asistió la mandataria que, según afirman en Palmas, apenas araña el 10 por ciento de imagen positiva.
Un anciano tomó el micrófono y, dirigiéndose a Rousseff y a la audiencia, asestó duras críticas a un proyecto de ley con el que el Congreso pretende arrebatar al Ejecutivo la potestad de demarcar tierras indígenas.
Las tribus, que denuncian el asedio de estancieros armados, consideran que si el Congreso obtiene la atribución de demarcar sus tierras, los procesos de adjudicación se verán paralizados.
Es la primera vez que Brasil abre sus juegos indígenas anuales a delegaciones extranjeras, lo que provocó que el evento fuera presentado como unos Juegos Olímpicos alternativos, un año antes de la gran cita deportiva en Río.

Pantallazos

Primeros juegos demostrativos
Los primeros aplausos fueron para cuatro integrantes (dos hombres y dos mujeres) de una comunidad de Mongolia, que demostraron una sorprendente puntería con arco y flecha desde 60, 80 y 100 metros, mientras que más tarde fueron los mexicanos los que levantaron el clamor popular con la pelota mixteca, el ulama y la tarasca, juegos tradicionales de aquellos lares.

Artesanías para todos los gustos
Miles de brasileños llegaron al predio principal de los Juegos para presenciar las distintas actividades, conocer las culturas y tradiciones de las diferentes etnias, comprar artesanías y hasta para sacarse fotos con los aborígenes, siempre bien predispuestos a los flashes.

Fútbol: se define el futuro de Argentina
El seleccionado argentino masculino de fútbol que dirige Dante Pigerl conocerá hoy su destino en los Juegos Indígenas, cuando los equipos de las comunidades de Guaraní Kaiová y Tapirapé se enfrenten en el cierre del grupo 5. Argentina, que empató con Kaiová y venció a Tapirapé, cerró su participación con 4 puntos, por lo que necesita un empate o un triunfo de Tapirapé para adjudicarse la zona. Si gana Kaiová sería segundo y su rival en octavos será Paraguay, el campeón de América y gran favorito a ganar el torneo.

Fuente: Gustavo Hollmann, El Territorio.

Enlace permanente a este artículo: http://www.deportesmisiones.com.ar/polideportivo/2015/10/25/un-arranque-multitudinario-en-palmas/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE